Sergio Aladio denunció el accionar de una asociación ilícita contra su gremio y apuntó a Hugo Moyano

El representante de los Camioneros de la Provincia de Santa Fe pidió por la “descentralización” de las negociaciones paritarias y denunció la existencia de una asociación ilícita contra su gremio.

Sergio Aladio, titular del sindicato de Camioneros de Santa Fe, agregó un capítulo más en su enfrentamiento contra Hugo Moyano, que comenzó en 2015 tras su salida de la Federación y el consecuente tironeo entre la representación de los trabajadores camioneros santafesinos.

Consultado sobre su visión del sindicalismo, Aladio aseguró creer en el federalismo, “en la independencia de cada una de las provincias”, y admitió no compartir las formas del moyanismo en la puja que existe entre Buenos Aires y el interior del país. “Tenemos otra visión del sindicalismo”, añadió.

No somos una filial y esto no es una unión, que se maneja directamente desde Buenos Aires, como en la Unión Obrera Metalúrgica, donde decide todo Antonio Caló desde la central porteña. Pero en la federación, cada sindicato de base de primer grado tiene independencia. Después depende de cada provincia si le entrega a Moyano las conducciones independientes de cada una de esos sindicatos. Eso es lo que no aceptamos”, declaró en diálogo con Infobae.

En esta línea, el sindicalista pidió por la “descentralización” de las paritarias y la “independencia” de los sindicatos que conforman la Federación. “Deberían descentralizarse para que lleguen los beneficios de mejor manera hacia los trabajadores. Cuando llegamos al gremio teníamos solamente 17 delegaciones y la mitad era propiedad del gremio. Hoy nos falta comprar tres delegaciones y son todas del gremio. Esto es la independencia económica”, sostuvo.

Y continuó: “Poder construir un edificio para una nueva sede sindical. Poder llevar a los chicos de nuestros afiliados de vacaciones. Darles participación a los trabajadores. Si no tenés independencia económica, no hay manera de sostener esas actividades. Por eso el poder central te debilita para que los trabajadores se empiecen a poner molestos y voten una alternativa cada vez que lo puedan hacer”.

Asimismo, Aladio afirmó que existe una asociación ilícita que opera en contra del gremio que él representa, y que esto es parte del precio que paga por ser opositor a Hugo Moyano. “El intento de intervenciones que fallaron, siempre en complicidad con cada gobierno. Antes era (Jorge) Triaca, ahora es otro ministro el que lo está intentando. Hoy nuevamente están intentando tratar de generar incertidumbre en los trabajadores de la provincia. Estamos cansados de estos atropellos. Creemos que hay una asociación ilícita en contra de la provincia, de la propia institución, de los trabajadores camioneros de Santa Fe, y desde la comisión directiva hemos ordenado a los abogados para que hagan las denuncias penales correspondientes. Ya no da para más esta discusión”, subrayó.

Consultado sobre quiénes serían los integrantes de dicha asociación ilícita, el dirigente gremial respondió que involucra “a todas las personas que intentan llevarse por delante todas las gestiones y toda la institucionalidad ya reafirmada desde el Ministerio de Trabajo”. Y agregó: “Hicimos elecciones en enero, participamos como única lista porque siempre les hacemos llegar mensajes por si tienen una línea opositora para que la hagan participar y nunca lo hacen, pero siempre después terminan tirando piedras desde la vereda. Hablo de toda la gente que responde al moyanismo”. De este modo, Aladio argumentó que Claudio Moroni, Ministro de Trabajo, también estaría involucrado. “Para que me atienda a mí, Moroni le tiene que pedir permiso a Moyano”, apuntó duramente.

Comments

Comentarios