ATE-Indec: “No podemos seguir resignando nuestro salario y perdiendo calidad de trabajo en la administración pública”

La última actualización del cálculo de pérdida del poder adquisitivo del salario realizado por la Junta Interna de ATE INDEC indicó que, para abril de 2021, el salario real de los estatales representa el 54,8% de lo que valía en noviembre de 2015.

La Junta Interna de ATE INDEC publicó una nueva actualización del cálculo de pérdida del poder adquisitivo del salario, mediante la cual se informa que, para abril de 2021, el salario real de los trabajadores estatales representa el 54,8% de lo que valía en noviembre de 2015. “Estamos a poco tiempo de llegar a una reducción de la mitad de nuestro poder adquisitivo en casi 6 años”, señalaron.

En el documento, se explica que el primer cuatrimestre del año tiene un acumulado del 17,6% de modo que, “se hace difícil el cumplimiento de la meta inflacionaria del 29% prevista en el presupuesto redactado por el gobierno”. Asimismo, se menciona también el aumento escalonado del Salario mínimo, vital y móvil que recién en febrero del próximo año llegaría a los $ 29.160, “apenas por arriba de la Canasta básica alimentaria para un grupo familiar de 4 integrantes que se valoriza actualmente en $25.685”.

Según el cálculo, las variaciones más importantes, teniendo en cuenta los precios de marzo 2021, se dieron en las siguientes divisiones: 6% prendas de vestir, 5,7% en transporte y 4,3% alimentos y bebidas no alcohólicas. Frente a este panorama, los trabajadores estatales detallan que, en a la próxima mesa de negociación paritaria, “la única oferta salarial plausible debe tener en cuenta la pérdida del poder adquisitivo de nuestros salarios y una cláusula de actualización automática (clausula gatillo)”.

“Es importante contar con argumentos firmes para dar la pelea en las paritarias. No podemos seguir resignando nuestro salario y perdiendo calidad de trabajo formado en la administración pública”, añadieron.

Según trascendió, la oferta del Gobierno para la negociación paritaria sería del 35% pagadera en 5 cuotas, la última a cobrar en mayo del 2022. “No termina de quedar claro de qué manera se busca una recomposición salarial del sector público”, alertó el gremio, al tiempo que argumentó que, de acuerdo a sus “generosas proyecciones”, para diciembre de 2021, el poder adquisitivo de los trabajadores del sector alcanzaría a representar el 54,2% del valor de noviembre de 2015. “Es decir que todavía perderíamos, incluso si la totalidad de la paritaria la cobrásemos este año”, lamentaron, al tiempo que afirmaron que se debería acordar un aumento de emergencia no menor al 35% para recuperar lo perdido en estos últimos años.

En este contexto, el gobierno está planteándole a las centrales y al empresariado un pacto social como salida a la crisis económico-social que viene sufriendo nuestro país. Cualquier acuerdo debe sustentarse sobre la base de reglas claras que permitan que lxs trabajadorxs salgamos de la situación de empobrecimiento actual”, concluye el documento.

Comments

Comentarios